Lesiones y tumores de piel

 

Las lesiones cutáneas que podemos encontrar en zonas expuestas como cara, cuello y escote, las podríamos clasificar en: 

  • BENIGNAS: aquellas que su tratamiento tiene un fin estético porque están ubicadas en zona visibles o simplemente porque nos molestan. Dentro de este grupo encontraríamos los quistes o lipomas. Lesiones que pueden aparecer en distintas partes del cuerpo y que muchas veces son múltiples. 

  • BENIGNAS CON POTENCIAL DE MALIGNIZACIÓN: aquellas lesiones que son benignas pero pueden malignizar como por ejemplo los nevus congénitos y que por ello requieren un seguimiento por parte de un dermatólogo. 

  • MALIGNAS NO MELANOMA: es el cáncer de piel más frecuente ya que incluye todos los cánceres de piel excepto el melanoma. Los más frecuentes son el carcinoma basocelular y el espinocelular. 

  • MALIGNAS TIPO MELANOMA.

 

La cirugía se realiza la mayoría de las veces en régimen ambulatorio, sin ingreso hospitalario, empleando anestesia local o anestesia local mas sedación.

En el caso de las lesiones benignas, aunque no es posible quitar estas lesiones sin cicatriz, la adecuada localización de la cicatriz y el empleo de suturas finas, así como la técnica quirúrgica, implicará un mejor resultado estético. En todos los casos, aun siendo lesiones benignas, se enviará la muestra para estudio anatomopatológico.

En el caso de las lesiones malignas o con potencial de malignización, suelen ser los dermatólogos quien remiten al paciente para su tratamiento quirúrgico ya que muchas veces, se requiere la extirpación con márgenes de seguridad para asegurarnos de no dejar células cancerígenas, siendo el defecto resultante mayor del inicial. Esto requiere en ocasiones, la movilización de tejidos mediante injertos, plastias o colgajos para reconstruir el defecto minimizando así la secuela estética.

En muchas de estas lesiones el estudio anatomopatológico se realiza de forma inmediata mediante la técnica de Mohs lo que nos permite la reconstrucción en el mismo momento con la seguridad de que todas las células cancerígenas han sido eliminadas. Posteriormente el paciente se remite de nuevo a su dermatólogo para completar tratamiento si procede o simplemente para control evolutivo.




COMPARTIR:  

LLÁMANOS AL


964 235 560
626 719 588

REALIZA UNA CONSULTA

He leído y acepto la política de privacidad

ÚLTIMAS NOTICIAS